24/8/15

Yıldız Parkı un remanso de paz en Estambul

Mi último día en Estambul estuvo marcado con la pregunta ¿qué hago yo hoy por la mañana? En mi personal empeño por ver el palacio de Dolmabahçe un lunes cuando estaba cerrado y el palacio de Çırağan cuando estaba cerrado al público por una conferencia (o eso entendí), llegué al parque Yıldız Parkı, muy cerca del último palacio.
Parque Yıldız de Estambul
Parque Yıldız 
En cuanto dejas atrás el palacio de Dolmabahçe, la tranquilidad se va apoderando paulatinamente de las calles y el número de turistas baja considerablemente (o desaparece). Justo cuando llegué al palacio de Çırağan, me di cuenta que al otro lado había lo que parecía un parque. Decidí ir a explorar y lo que encontré fue un remanso de paz: Yıldız Parkı. Pensé que me había teletransportado a algún otro país más tranquilo.
Palacio de Dolmabahçe cerrado a cal y canto los lunes
Palacio de Dolmabahçe cerrado a cal y canto los lunes
Ya no se escuchaba el ruido de los coches, el bullicio de la gente se transformó en un susurro, oía a los pájaros cantar y el calor que me había estado acompañando toda la mañana se esfumó. Comencé a caminar por el sendero principal y fui subiendo la pequeña colina en la que se encuentra el parque.
Jóvenes en el parque Yıldız  de Estambul
Jóvenes en el parque Yıldız 
El parque está prácticamente en sombra gracias a los frondosos árboles que tiene. Los jardines están bastante bien cuidados (sobre todo para estándares turcos). Además tiene varias zonas de picnic donde poder sentarte a comer tranquilamente, como hacían muchos jóvenes de la ciudad.
Celebración en el parque Yıldız
Celebración en el parque Yıldız 
Además, dentro del parque hay varios pabellones y también la fábrica de porcelana (que no vi). Otra de las sorpresas del parque fueron las buenas vistas al Bósforo. No lo dudes, si quieres desconectar un poco de la caóticamente
Jardín del parque Yıldız de Estambul
Jardín del parque Yıldız
Lo único que podría decir que no me gustó del parque es que permitieran la entrada de coches. No es que hubiera tráfico, pero afeaba un poco el entorno.
Más parque Yıldız
Más parque Yıldız 
Después de descansar un rato a la sombra, decidí coger un autobús, recoger mi maleta e ir a ver el acueducto, las murallas y la iglesia de Cora.

seguro viaje IATI
paso a paso creciendo de viaje
Separador

2 comentarios:

  1. Ohhh bonito lugar :)

    Yo creo que sé donde está y la verdad es que de camino a Ortakoy, pensaba todo el rato: ahí debe haber una zona natural, pues justo se veía un gran muro con altos árboles detrás ;)

    Pero la verdad es que el ansia me pudo y no pasee tranquilamente por la zona. Eso sí, llegar a la zona de Ortakoy mereció la pena. ¡Qué bonito!

    Una ciudad llena de sorpresas...

    abrazo!

    Ire

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Sí! Creo que en Estambul puedes estar un mes (o una vida) y encontrar cada día un sitio nuevo diferente que merezca la pena conocer :)

      Yo al revés que tú, me paré en el parque y me "olvidé" de Ortakoy

      Un beso,

      Flavia

      Eliminar

flecha izquierda flecha derecha boton inicio
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...